.. realizar la busqueda ..
 
 
  Enlaces de Interés
Instituto de Estudios Altoaragoneses Lastanosa
imprimir
JERÓNIMO GARCÍA

 

Al jesuita aragonés Jerónimo García, quien según Félix Latassa nació en Ariza en 1580 y murió en el colegio de los jesuitas de Calatayud hacia 1654, le unió con Vincencio Juan de Lastanosa su pasión común por el coleccionismo y el estudio de las monedas antiguas.

En su Museo de las medallas desconocidas españolas (Huesca, 1645, p. 70), Lastanosa se refiere a él de este modo, al comentar una moneda que le había dado el jesuita:

“esta medalla debemos a la liberalidad estudiosa del padre Jerónimo García de la Compañía de Jesús, cuya prudencia rigió los Colegios de Urgel, Calatayud y Huesca. Su erudición merece entre los anticuarios insigne lugar por lo mucho que suda en apurar el peso de los denarios, quinarios y otras monedas romanas y en averiguar el valor de los dineros jaqueses, y de este Tratado copié algunos fragmentos por ser la materia muy importante para este Reino”.

 Este Tratado de Jerónimo García debió servir al mecenas oscense para escribir su segundo libro, también de tema numismático, titulado precisamente Tratado de la moneda jaquesa y de otras de oro y plata del Reino de Aragón (Zaragoza, 1681).

En la Real Academia de la Historia se conservan dos manuscritos de Jerónimo García, que ingresaron en ella, según parece, en los años posteriores a la expulsión de los jesuitas de España en 1767. El Instituto de Estudios Altoaragoneses ha obtenido de ambos una reproducción en formato digital.

 

1. De ponderibus et mensuris (ms. 9-5794) -un volumen en 8º de 410 páginas-. Se inicia, no obstante, con un texto hasta cierto punto independiente, y especialmente interesante por su vinculación con Lastanosa: Medallas halladas en el territorio de la ciudad de Huesca. Recogidas por Vincencio Lastanosa, caballero infanzón ciudadano de dicha ciudad, y sacadas de entre sus antigüedades. Declaradas por el padre Jerónimo García de la Compañía de Jesús, Rector del Colegio de Calatayud.

 
En la portada de estas Medallas halladas en el territorio de la ciudad de Huesca figura un dibujo con el escudo de cuatro cuarteles que Vincencio Juan de Lastanosa utilizó en su juventud -véase otro ejemplo, de 1635, en Fernando Galtier Martí (Coordinador científico), El beato del abad Banzo del monasterio de San Andrés de Fanlo, un "Apocalipsis" aragonés recuperado : facsímil y estudios, Zaragoza, Caja Inmaculada, 2005, p. 89-. Al pie de dicho dibujo se lee “Iosephus Santolaria fecit Oscae anno 1631” (o quizá 1632). Este José Santolaria, a quien se deben probablemente los dibujos de monedas y medallas, acompañadas del epígrafe “Está en las antigüedades de Vincencio Lastanosa”, que componen este interesante manuscrito, es seguramente el mismo que compuso en 1628, también para el mecenas oscense, otro curioso texto: “Alfabetos de que usaron diversas gentes, escritos y recopilados por José Santolaria para Vincencio Lastanosa de Huesca, año 1628” (la mención del mismo, en el Catálogo de la Biblioteca de Lastanosa -Biblioteca Real de Estocolmo, manuscrito U-379, f. 105r.-). Esta obra de Santolaria es quizá la que actualmente forma parte del manuscrito 6.334 de la Biblioteca Nacional (f. 85-90), con el título “Caracteres de que usaron diversas gentes, escritos y recopilados por José Santolaria. Dedicados al señor Vincencio Lastanosa, infanzón”.

Entre los dibujos incluidos en estas Medallas halladas destacan, justamente, dos medallas de bronce. De una de ellas, acompañada del epígrafe “Medallón griego hallado en Huesca el marzo de 1632. Está en las antiguedades de Vincencio Lastanosa”, se conocía ya otro dibujo en un manuscrito conocido como Borrador de la declaración del medallón de Baco -véase Francisco J. Asín Remírez de Esparza, “Borrador de la declaración del medallón de Baco”, en Signos II, Huesca, 1994, p. 360 y Vincencio Juan de Lastanosa (1607-1681). La pasión de saber, Huesca, Instituto de Estudios Altoaragoneses, 2007, p. 306-307-. En este segundo dibujo el texto, muy similar, dice: “Medallón de bronce. Hállose en Huesca el marzo de 1631. Tiénele entre sus antiguallas D. Vincencio de Lastanosa”. La única diferencia, como podemos ver, está en la fecha del hallazgo: 1632 en el primer dibujo y 1631 en el segundo. Posiblemente, la solución correcta sea esta última, pues así coincidiría con el año, de lectura en todo caso incierta (1631 o 1632, pero más probablemente el primero), que figura en la portada junto al dibujo del escudo y el nombre de José Santolaria.

El otro dibujo, con el texto “Medalla griega. Está entre las antigüedades de Vincencio Lastanosa”, incluye anverso (un busto de Príamo) y reverso (una vista de Troya). De esta medalla poseíamos previamente una notable descripción escrita, debida a Juan Francisco Andrés de Uztarroz (Descripción del palacio y los jardines de Vincencio Juan de Lastanosa, ms. B-2424 de la Hispanic Society, f. 41r.):

“En el reverso de la medalla de Príamo, su rostro grave y barba larga parece que infunde respeto, se ve la ciudad de Troya, el muro aportillado y aquel monstruo de madera abortando griegos, el piadoso Eneas con Anquises su padre en los hombros, el Paladión y Ascanio su hijo en las manos y su esposa Creusa que se queda al salir de la puerta, representándose en la brevedad de una medalla con toda distinción mucho más de lo referido”.
 

2. España citerior antigua con sus siete conventos o audiencias, ilustrada con inscripciones, medallas o monedas de colonias y municipios de aquellos tiempos (ms. 9-5126) -volumen en 4º de 687 páginas-. Incluye una portada dibujada, con representaciones alegóricas de los siete conventos jurídicos en que se dividía la provincia Tarraconense en época romana, y de varios ríos hispanos. En la primera parte del manuscrito hay asimismo gran número de dibujos, en su mayoría toscos, de monedas romanas.

 
Al comienzo figura una carta de Jerónimo García a Vincencio Juan de Lastanosa, escrita desde Calatayud el 27 de octubre de 1631. Esta carta, de la que solo conocíamos hasta ahora un breve fragmento, es una de las ocho dirigidas por el jesuita a Lastanosa que extractó Félix Latassa y publicó Ricardo del Arco en La erudición aragonesa en el siglo XVII en torno a Lastanosa (Madrid, 1934, p. 128-132).

El manuscrito de la España citerior antigua recoge una singular referencia de Jerónimo García a Lastanosa, desconocida hasta ahora (p. 260):

“Don Vincencio Juan Lastanosa, caballero de la ciudad de Huesca, gran mecenas de los anticuarios de este siglo y benemérito de la venerable antigüedad y buenas letras, el cual desde los primeros años de su juventud, cuando abren otros los ojos para darse a entretenimientos de mozos, como son juegos, caza, galas y vestidos superfluos y otros gustos y gastos ajenos de la luz de Dios, de la hacienda y estado, el los abrió para recoger con sumo estudio y cuidado cosas antiguas, especialmente medallas de oro, plata y cobre de romanos (de las cuales sin duda tiene el día que esto escribo pasadas de dos mil, y todas han pasado por mis manos), no para tenerlas solamente guardadas en escritorios y escondidas, que ese fuera tesoro sin fruto ni provecho, sino para comunicarlas y dejarlas ver a otros que se quisieren valer de ellas para puntos de historia y otras curiosidades”.
 

Bibliografía: Carlos GARCÉS MANAU, “Reproducción de ocho manuscritos de Jerónimo García, Juan Francisco Andrés de Uztarroz y Diego Vincencio Vidania”, Argensola, nº 116, Huesca, Instituto de Estudios Altoaragoneses, 2006.

imprimir

volver   
  Instituto de Estudios Altoaragoneses                               Tel: 974 294 120                               lastanosa@iea.es