.. realizar la busqueda ..
 
 
  Enlaces de Interés
Instituto de Estudios Altoaragoneses Lastanosa
imprimir
SALÓN DE RETRATOS

 

Medía, de acuerdo con las descripciones conservadas, 58 palmos de largo, 30 de ancho y 32 de alto (11,1 metros de largo, 5,7 de ancho y 6,1 de alto). Sus ventanas, o mejor balcones, daban al Coso.

En ella había retratos de Pedro de Lastanosa, Camarero del Infante don Pedro, y de su hermano Juan de Lastanosa, personajes ambos del siglo XIV; de Juan Luis de Lastanosa, el primer miembro de la familia que se estableció en Huesca. a mediados del siglo XVI; del obispo de Huesca don Diego de Arnedo (el abuelo de Lastanosa estuvo casado con Inés de Arnedo); y de Vincencio Juan de Lastanosa y su mujer Catalina Gastón y Guzmán.

Estaban además estas otras pinturas: el rey David tocando el arpa y un coro de niños; Apolo y las nueve Musas, con sus instrumentos musicales; un “país”; una “ruina”; y un gran lienzo con el escudo de los Lastanosa y otros ocho escudos, más pequeños, de las familias que emparentaron con ellos.

 

Descripciones del Salón de retratos

Juan Francisco Andrés de Uztarroz, Descripción del palacio y los jardines de Vincencio Juan de Lastanosa (Hispanic Society of America, manuscrito B-2424, f. 29r.-31v.):

“Por enfrente de la escalera se entra a una sala de 58 palmos de largo, treinta de ancho y 32 de alto. Tiene ventanas con vidrieras al Coso. Adornase esta pieza con retratos de algunos de los héroes de la familia de Lastanosa, en esta disposición. En la testera principal hay una puerta grande que franquea la entrada a otro cuarto. Sobre ella está un lienzo prolongado con el Rey David tocando el arpa y un coro de niños que, enlazados de las manos danzando, parece que solemnizan su armonía. Y en correspondencia de esta pintura, en la misma testera hay un retrato de don Pedro de Lastanosa, vestido del traje y paños de oro que usaban en el tiempo que vivía. Tiene a los pies esta inscripción:

PETRUS LASTANOSA INFANCIO IN LOCO / de Calavera natus, ex Constanza Ferrer de Busque / tes eius uxore Raimundum ac Petrum filios / procreavit. Camerarium ac negotiorum generalem / exactionum Serenissimi Infantis Don Petri primi / Ripacurtiae ac Ampuriarum Comitis, Regis Jacobi /[f. 29v.] II filii, Regis Alphonsi fratris, ac Petri IIII avunculi, / usque ad extremum vitae spiritum exercuit. Qui quidem / Serenissimus Infans, ingenuitate Petri patefacta clarita / tem agnovit. Quartusque Rex Petrus ipso condecora / vit privilegio. Obiit 25 Januarii Anno M.CCC.LXXI, / ac in Parrochiali de Calavera iacet.

Después de este retrato se sigue el de don Juan de Lastanosa, a quien deben mucho los de esta familia por la atención que tuvo a la casa de su hermano don Pedro de Lastanosa en el tiempo que se empleó en servicio del Rey don Pedro su señor, cuya inscripción dice así:

DON IOANNES DE LASTANOSA, Petri Camerarii In / fantis frater. In Cathaloniae Principatu de Villabeltran / Abbas. Vir herde insignis, amborumque fratrum gloriosa di / rectione, in Joannis Abbatia Jacobi II coniugium vires / habuit.

El retrato de Juan Luis Lastanosa está armado de todas armas. En la mano izquierda tiene una lanza. La derecha descansa sobre un bufete en que se ve una cédula. La inscripción dice de esta suerte:

IOANNES LUDOVICUS LASTANOSA INFANCIO / ab neptis Petri [pronepos] Montisoni natus, Oscae uxo /[f. 30r.] rem MARIAM CORTES ET CLARAMONTE duxit, / quorum fuere liberi IOANNES LASTANOSA qui cum / dompna Agnete de Arnedo et Vargas contraxit, PE / TRUS LASTANOSA in Sacra Theologia et in utroque / Iure Doctor, Praepositus et Canonicus Cathedralis Oscen / sis, ANNA LASTANOSA Petri Iriarte uxor et BEA / TRIX LASTANOSA, cum Hieronymo Climent coniu / gata. Ob praeclara ipsius facinora in Germania inferio / ri, et signanter in Gravelingues personaliter duobusque per eum militibus equestris et sex pedestris solutis. Philip / pus II illum militem creavit, ac privilegium ei et poste / ris concessit. Obiit Oscae anno 1574. Iacet in caenobio Sancti Dominici in capella vulgo apellata de los Corteses.

Siguese otro retrato de don Diego de Arnedo, Obispo de Huesca, cuyas prendas celebran don Juan Agustín de Funes y Francisco Diego de Aínsa, en cuyo lienzo se lee esta inscripción [dicha inscripción, finalmente, no se incluyó en el manuscrito].

Adornan asimismo este salón los retratos de don Vincencio Juan de Lastanosa y de su mujer doña Cata /[f. 30v.] lina Gastón y Guzmán, en los cuales se leen estas inscripciones:

DON VINCENCIUS IOANNES DE LASTANOSA EQUES ac infancio in urbe Oscensi 25 Februarii 1607 natus, eiusdemque urbis civis, cum civili ac criminali iurisdictione in Figueruelas absolutus dominus, cum D. Catherina Gaston et Guzman coniugatus. Qui a Philippo Castellae IIII et Aragonum III ad curias Barbastri celebrandas speciali ac regia cum fuisset vocatus epistola ibi asistens. Postea ingenuitatem eius verissimam proprietatem in lucem edidit, ac iudicialiter pronunciatam obtinuit secundo die Marcii Anno 1628.

La otra inscripción, en pocos renglones cifra lo más memorable de los progresos de la vida de doña Catalina Gastón y Guzmán, cuyo tenor dice así:

D. CATHARINA DE GASTON et GUZMAN, Hispali 9 Januarii 1612 nata, mirabili virtute insignita ac singulari decorata pulchritudine, cum Vincentio Joanne de Lastanosa 23 Octobris 1625 contraxit, et in mense Junii 1636, et ipsius aetatis anno 23, sex viscerum fulgent partes, apparent liberi.

/[f. 31r.]

Ennoblecen esta misma pieza diferentes pinturas de singular estudio. En una se ve Apolo con las nueve Musas con sus instrumentos músicos, que muestra en la valentía y hermosura ser obra del famoso [en blanco]. En otra se admira el amanecer en un país de Collantes, y le corresponde una ruina del mismo tamaño, que dice en la belleza del colorido haberla pintado Pedro Urzanqui. Y últimamente hay un gran lienzo donde está un escudo con las armas de Lastanosa, y en los timbres del follaje que se derivan de la celada hay revueltos unos ramos de laurel, y asidos a ellos ocho escudos nobles que representan las armas de las familias que por el lazo estrecho del matrimonio han ilustrado esta casa. Por cimera en la celada hay una calavera, que brota por las concavidades de los ojos dos ramos de laurel que la coronan las sienes con esta letra: Huc usque et inde cepit. Habiendo inventado los griegos y romanos poner cimeras horribles sobre sus yelmos y capacetes para hacerse mas formidables a sus enemigos, los de esta familia pusieron la misma Muerte, considerando no haber monstruo que pueda causar mayor miedo y horror que esta pintura, aludiendo también en ella el haber estado su /[f. 31v.] palacio solariego muchos años en el lugar de Calavera, cuyas armas eran estas. Añadieron a este emblema la letra que se sigue:

La más segura nobleza / es la que el fin no acabó, / antes en él comenzó”.

imprimir

volver   
  Instituto de Estudios Altoaragoneses                               Tel: 974 294 120                               lastanosa@iea.es